Presidente Alejandro Giammattei destaca la importancia de que los Estados avancen en una propuesta.

Durante su discurso en el 77o. Período de Sesiones de la Asamblea General de las Naciones Unidas, el mandatario Alejandro Giammattei indicó que, ante el actual panorama mundial, se requiere de manera urgente recordar los principios y finalidades que dieron origen a la ONU, lo cual permitiría una transformación de este organismo mundial, para que cuente con más herramientas y recursos para superar los retos globales.

Anuncios

El dignatario guatemalteco destacó acerca de los cambios profundos en el Consejo de Seguridad de la ONU, los cuales son urgentes de manera que aseguren al mundo el respeto a la soberanía, la integridad territorial, la libre determinación de los pueblos y la paz.

Guatemala, como país de vocación pacifista, reitera su solicitud para que el Consejo de Seguridad honre su responsabilidad sin sesgos ideológicos, pero, sobre todo, que no haya países que puedan vetar resoluciones, sino que se busque la auténtica preservación de la paz, mencionó.

Cooperación

Recordó que Guatemala es uno de los países fundadores la ONU. Asimismo, ha demostrado su apoyo y está listo a colaborar, con espíritu abierto, en los esfuerzos por la transformación de este organismo y el multilateralismo relacionado con el baluarte de la cooperación internacional.

A esto destacó la importancia de que dentro de estas reformas se incluya el derecho de Taiwán de pertenecer a esta organización y ser reconocido como nación, porque se le ha negado por uno de los países permanentes en el Consejo de Seguridad.

Cese a conflictos

El dignatario guatemalteco mencionó las nuevas crisis y que, muchas de ellas, son causadas por la misma voluntad humana, por un irrespeto a la soberanía de los Estados.

Por lo anterior, la ONU debe ser más activa en evitar la posibilidad de una tercera confrontación de grandes proporciones.

A esto, dicho organismo, como guardián del derecho internacional y centro de diálogo para el mantenimiento de la paz y seguridad entre los Estados, no podrá resolver los problemas mundiales si no existe el compromiso de nosotros, los representantes de los Estados, para respetar el derecho internacional y resolver nuestras diferencias de manera pacífica, con base en el diálogo y la negociación, respetando la soberanía de cada Estado.

Añadió que en la actualidad el mundo está ante niveles preocupantes de odios añejos, evidentes rechazos discriminatorios a nacionalidades, a migrantes, a refugiados y otros hechos como nunca habíamos visto desde el fin de la Segunda Guerra Mundial.

Cese a la guerra

El jefe del Organismo Ejecutivo alzó la voz indicando que Guatemala se suma al clamor mundial para el cese a la guerra en Ucrania y las amenazas contra la soberanía de la República de China (Taiwán) e Israel.

No podemos permitir que continúe el conflicto en Ucrania, resaltó al recordar su visita a esta nación, como único gobernante de América Latina, donde pudo constatar la precaria situación de las familias del país agredido, cuya población civil indefensa padece los embates de una fuerza militar, incluidos constantes bombardeos.

Desarrollo integral

El presidente Giammatte fue enfático al indicar que la paz no es ausencia de guerra. Sobre ello, reiteró que una renovada Organización de las Naciones Unidas está llamada a generar condiciones en el mundo que permitan el desarrollo integral y el bienestar de las poblaciones.

Por ello, destacó lo que dice la carta constitutiva de las Naciones Unidas, cuya organización fue hecha para preservar a las generaciones venideras del flagelo de la guerra, entre otras acciones para la protección de los derechos de hombres y mujeres, así como de las naciones grandes y pequeñas.

La carta constitutiva, surgida al finalizar la Segunda Guerra Mundial y enmendada en tres diferentes ocasiones, requiere de nuevos enfoques acordes con los tiempos que corren difíciles, pero llenos también de oportunidades. La Organización de las Naciones Unidas debe asegurarse los medios con el propósito de reformar compromisos originales que van desde la igualdad soberana de los Estados hasta la prohibición del uso de la fuerza en las relaciones internacionales, incluyendo las armas nucleares y químicas de destrucción masiva, agregó.

Por último en este tema, el presidente Alejandro Giammattei indicó que, en tanto se proponen reformas a la ONU y al Consejo de Seguridad, Guatemala exhorta a que las naciones respeten la carta constitutiva de este máximo organismo mundial.

#metroredes

Impactos: 39

Por El Metropolitano

Somos un periódico alterno con noticias locales y nacionales de todo el territorio nacional de Guatemala

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anuncios